jueves, 31 de marzo de 2011

SUPERVIVIENTE DEL ATENTADO DEL 11-M DE MADRID PERDONA A LOS TERRORISTAS



Ya metidos con los impresionantes testimonios que nos proporcionan hoy en día aquellos que practican y viven el Perdón Cristiano con toda su radicalidad, aquí les dejo el de una víctima del brutal atentado del 11 de marzo de Madrid. Se llama Esther Saez y tiene un algo especial en su voz y su mirada. Viajaba en el tren que explotó en El Pozo del Tío Raimundo. Como cada mañana, se dirigía a su trabajo en un laboratorio farmacéutico en la calle Génova. La bomba explotó unos pocos asientos por delante de donde ella se encontraba, y milagrosamente, no perdió la consciencia. El chico que viajaba a su lado estaba muerto, y por todas partes veía trozos humanos. Otros viajeros del mismo tren la sacaron de entre los escombros. En esta entrevista con Casimiro García Abadillo en el programa de Veo7 "En confianza" habla de cómo su Fe le ha ayudado a superar esta situación, a no dejar de ser feliz, a perdonar a sus asesinos y a dar las gracias. Todo un ejemplo de superación, solidaridad y de fuerte vida interior: "En una situación de aislamiento en el Hospital, sólo me funcionaba el tronco, no tienes más remedio que hacer un encuentro personal contigo mismo. Y en ese encuentro personal contigo mismo te das cuenta que sobrevives si tienes algo fuerte dentro de ti. Y para mi eso es Cristo. Lo ha sido siempre. Ni siquiera tienes miedo a morirte. Porque confías en aquello en lo que tú te agarras. He perdonado a los asesinos. En mi Fe a mi me han enseñado que hay que perdonar. Y me ayuda mucho el haber perdonado porque me hace crecer como persona. Mi recuperación no depende de esas personas. Siento que ellos hayan hecho lo que han hecho. Y hasta me da pena cuánto se puede degenerar una persona... pero es el camino que ellos escogieron". (Ver aquí la primera parte)